martes, 31 de marzo de 2020

W.H. Auden: Canción del viejo soldado







W.H. Auden (1907-1973)


























Cuando la Guerra de los Sexos finalizó con la masacre de las Abuelas
hallaron el bebé de un solterón sofocándose bajo sus cadáveres;
alguien lo llamó Jorge y eso fue el final de la cuestión;
      lo engancharon en el ejército.
      Jorge viejo debutante,
     ¿Cómo hiciste para ingresar en el ejército?

En la Retirada de la Razón desertó en su caballito de madera
y vivió de la bondad de un hada hasta que se cansó de patearla:
destrozó sus anteojos y le robó la chequera y el impermeable;
      luego rápidamente regresó al ejército.
      Jorge viejo hostigador,
     ¿Cómo hiciste para ingresar en el ejército?

Antes de la Dieta del Azúcar él estaba usando hojitas de afeitar
e inmediatamente después desapareció con una alergia hacia las vírgenes;
descubrió por su cuenta una cura, pero nadie quiso patentarla,
     entonces se presentó nuevamente en el ejército.
     Jorge viejo embaucador,
     ¿Cómo hiciste para ingresar en el ejército?

Cuando las Cruzadas del Vicio finalizaron fue contratado por unos moscovitas
para investigar la existencia de desodorantes entre los esquimales;
se contagió un resfrío y fue condenado a las minas de whisky,
      pero en su confusión regresó al ejército.
     Jorge viejo truhán,
     ¿Cómo hiciste para ingresar en el ejército?

Desde que se ha firmado la paz con Honores  ya no se mete con nadie;
pero, ay, aquí viene el Noble Holgazán, abotonándose el uniforme;
prolijamente y a tiempo para masacrar a los inocentes;
    él ha retornado para descansar en el ejército.
    Jorge, viejo matador,
    bienvenido en tu reingreso al ejército.







domingo, 29 de marzo de 2020

Allen Ginsberg: 2 poemas




Allen Ginsberg (1926-1997)







































¿Europa, ¿quién Sabe?


Por toda Europa la gente está diciendo “¿Quién sabe?”
los asfódelos están muy bien pero el año entrante ¿qué
                                                          vendrá con la rosa?
el repollo huele bien pero depende de que lado sopla el viento
por toda Europa la gente está diciendo  “¿Quién sabe?”

Los cielos amargos habrán de envenenar el mar: Revelación
de Oslo a Atenas las negras nubes han iluminado a las naciones
los hongos de cesio y la leche quizás muten la Creación
por toda Europa la gente está diciendo “¿Quién sabe?”

Cruzando la plaza del Instituto Max Planck de Munich
una película de invisible hollín caído del cielo se ha depositado
sobre mi antebrazo y frente, debo cambiarme la ropa
por toda Europa la gente está diciendo  “¿Quién sabe?”

Me desperté en Polonia, las hojas del arce ya caían marchitas
ni una nube en el cielo inexplicablemente frío en el suelo
los niños en el patio jugaban sin ninguna ropa
por toda Europa la gente está diciendo  “¿Quién sabe?”

Hablé por teléfono con el médico, respuesta oficial, “No te preocupes”
la misma tarde nos sugirió que  tomáramos yodo
tres días más tarde se supo del error en Chernobyl
por toda Europa la gente está diciendo  “¿Quién sabe?”

Han carneado todos los renos en Laponia, los lapones viven del seguro
de desempleo, el Camembert es radioactivo, en Zurich, el oro,
en la campiña inglesa todos los mercados de lanares fueron clausurados
por toda Europa la gente está diciendo  “¿Quién sabe?”

¿Si el costo de una radiografía en el estado de Washington equivale a un litro
                                                                                                                   /de agua
entonces en los bares lácteos de Minsk cual será el precio de un licuado?
Las manzanas vienen grandes este año, todavía tenemos que comer lo que crece
si no comiéramos veneno, moriríamos de hambre, hermano, eso todo el mundo lo sabe.

       
                                                                       12 septiembre, 1986 (con Steven Taylor)
                                                                                                 aeropuerto de Varsovia.



 Trabajos de investigación


Investigaciones han demostrado que la gente negra tiene complejos de inferioridad
respecto de la población  blanca

Investigaciones han demostrado que los judíos  están interesados  exclusivamente
en ejercer su lascivia financiera

Investigaciones han demostrado que el Socialismo es un fracaso universal  dondequiera
 éste sea implementado por la policía secreta

Investigaciones han demostrado que la tierra fue creada en el 4004 a.C.,
un estallido divino

Investigaciones han demostrado  que gorriones, abejas, lagartijas, pollos, chanchos y vacas
cuando en prisión exhiben actitudes de comportamiento homosexual

Investigaciones han demostrado que la doctrina de la Iglesia Bautista del Sur,
la infalibilidad bíblica, es la forma más virulenta  de Verdad Cristiana

Investigaciones han demostrado que el 90% de la gente que va al dentista tiene problemas
dentales cepíllate los dientes violentamente 3 veces al día después de las comidas hasta
desgastarles  las raíces

Investigaciones han demostrado que Hollywood hace las mejores películas de todos los tiempos, las sexualmente degeneradas —que las Naciones Unidas son Buenas Malas Indiferentes para los intereses norteamericanos Seleccione una opción

Investigaciones han demostrado que la homosexualidad Cristiano Reconstruccionista es pecado, el lesbianismo un crimen contra natura, el SIDA una plaga enviada para castigar a los gays hacedores de Ángeles, la bisexualidad es desaprobada por el 51% de los norteamericanos

Investigaciones han demostrado que a los jóvenes que pierden el tiempo mirando T.V. se les practican con más frecuencia tests de inteligencia que a los nativos de los ríos Amazonas y Ucayali quienes no poseen antenas

Investigaciones han demostrado que las ballenas y las marsopas suscriben a una Inteligencia Superior

Investigaciones han demostrado que el Elitismo Elitista la Corrupción Espiritual y el Arte Degenerado fueron las causas de las Dictaduras en la Unión Soviética China y Alemania, que la posesión de pornografía en el Instituto Norteamericano de la Familia ha producido un incremento del 35% de crímenes sexuales entre los bibliotecarios de esa institución, que mirando el comportamiento violento en las comedias de TV resultó en el incremento del 100% en la utilización de un lenguaje sumamente agresivo por parte de las cabezas de estado
intercontinentales

Para concluir, investigaciones han demostrado que el universo material no existe.


                                                                                                                                     20 de mayo, 1992.

(versiones Esteban Moore)



sábado, 28 de marzo de 2020

Lawrence Ferlinghetti: La vida sin fin



 




Lawrence Ferlinghetti


  

No tiene fin
la espléndida vida del mundo
no tiene fin su hermoso vivir
su hermoso respirar
sus hermosas criaturas sensibles
observando escuchando y pensando
riendo y bailando
suspirando y llorando
a través de las tardes sin fin
noches sin fin de amor y éxtasis
alegría y desesperanza
bebiendo y fumando
charlando cantando
en los Amsterdams sin fin
de la existencia
de animadas conversaciones sin fin
y de los cafés sin fin
en los cafés literarios de las mañanas de lluvia
sin fin las películas de la calle que pasan
en los automóviles en los tranvías del deseo
en las inagotables vías de la luz radiante
Sin fin el baile de las melenas
al ritmo sin aliento del punk rock
y de la música disco su aire en la cabeza
a través de las medianoches de la Vía Láctea
hasta los paraísos del amanecer
hablando fumando y pensando
de todo aquello que en la noche no tiene fin
en lo blanco de la noche la luz de la noche
Ah sí el vivir y amar no tienen fin
odiando y amando besando y matando
No tienen fin los latidos la respiración la procreación
la rueda de la vida de carnes
girando constantemente en el tiempo
Vida sin fin muerte sin fin
no tienen fin el aire y la respiración
Mundos sin fin
en los que los días nunca terminan
en las capitales del otoño
sus grandes avenidas de hojas en llamas
Sin fin los sueños y los cuerpos
en los que el sueño desovilla
las mangas tejidas de la ansiedad
los laberintos del pensamiento
las laberínticas ensoñaciones del amor
las espirales del deseo y su exageración
los innumerables finales de lo innombrable
Sin fin los cielos incendiados
sin fin el universo que gira
Mundo sobre una hoguera de hongos
No  tiene fin el fuego que respira en nuestros cuerpos
tatuados comedores de fuego bailando en las plazas
tragando el aire incendiado de la gasolina
Valiente el corazón batiente de la vida llameante
sus pulsos compases y llamas apagadas
Sin fin los campos de los sentidos
los olores del deseo del amor
los maullidos de los gatos en celo
el aroma intenso de los sexos
El sonido  de los que hacen el amor no tiene fin
el sonido de las camas chirriantes no tiene fin
el gemido de los amantes no tiene fin
escuchado en la noche a través de las paredes
Los gritos del éxtasis inacabables
las voces encendidas
en la última y perdida culminación
el ruido de las máquinas de música saltando
el fluir del jazz del esperma sus ritmos
difunden su energía en el paraíso
Y luego los intentos de fuga no tienen fin
huir de la náusea de Sartre
de las colinas peladas
donde se consumió la sensación
en el lento fuego del tiempo
de la alegría de vivir desesperanzada
de los barcos cargados de ilustración
de los barcos cargados de mierda
que aún flotan
en los infernales ríos de Caronte
codicias histerias paranoias
poluciones y perversiones
Sin fin l’homme revolté
en el anónimo rostro de la muerte
en las huellas del estado monstruo
No tiene fin sus visiones anárquicas
No tiene fin su alienación
No tiene fin su poesía alienada
tábano del estado
portador de la esencia de Eros
No tiene fin el sonido de la vida
del hombre que vive en la tierra
las audiciones radiales sin fin
las transmisiones de tv sin fin
No tienen fin
los rollos de papel en la rotativas
el fluir de las palabras y las imágenes
en las cintas de las máquinas de escribir
escritura automática y garabatos
sin fin los pòemes dictés por lo desconocido
sin fin los llamados telefónicos
hacia los confines de la tierra
y la espera de los amantes en las terminales
y el llanto de los pájaros en las terrazas
y el graznido constante de los cuervos en el cielo
y el multiplicado canto de los grillos
y los mares rugientes y las aguas gimientes
alzándose y cayendo sobre guijarros distantes
y las mareas lamedoras durante los Idus del otoño
beso salitroso de la creación
Infinitas las campanas del mar anunciándose
Más allá de las represas y los diques de la vida
y el repetido llamado de las campanas
en las iglesias vacías
en las torres del tiempo
Infinita la manifestación de calamidades
del barbado hombre santificado
No tiene fin
La cuerda del  corazón del mundo
desenroscándose
resplandeciente en el tiempo
brillando a través del espacio
No tienen fin los cruceros turísticos
atravesándola
barquitos pequeños en los canales infinitos
millones de ventanas en llamas en el atardecer
la ciudad quemándose con las sobras de la luz
los distritos de faroles rojos brillan y danzan
con pijas porno pijas de neón
y los vibradores que vibran sin descanso
en las piezas de edificios a medio derruir
Sin  fin el movimiento de las mandíbulas
masticando las carnes de los sangüiches del deseo
los jugosos bifes anchos del amor
Sin fin los sueños y los orgasmos
ritos de fertilidad ritos de pasaje
y el vuelo de las aves fértiles
sobre los techos de las casas
y los huevos que caen en los nidos
en las vaginas sin fin
los intentos y tentaciones de la carne
en las habitaciones por hora del amor
donde canta la paloma golpeada
No tiene fin el nacimiento de las criaturas
en los sitios donde el amor y el deseo
han tomado aposento
Sin fin el dulce nacimiento de la conciencia
y sus amargas muertes en vano
Sin fin el marchitamiento
de las pieles las frutas efímeras fugaces
y las sirenas de neón
cantando unas a otras en alguna parte
Sin fin las leves variaciones
de lo absolutamente familiar
los fuegos de la juventud
las brasas de la ancianidad
la furia del poeta renacido
No tiene fin toda creación
en la danza muda de las moléculas
Todo se transmuta todo cae en el silencio
y todo gime llora una y otra vez
Sin fin la espera interminable
Dios y Godot
nunca terminan de llegar
No tienen fin las acciones los planes
los dilemas y las demoras
Absurda la espera que anula la acción
y desea que ya no existan las guerras
y desea la desaparición de los estados
Es inútil la espera que niega la acción
No tiene fin la lucha entre el bien y el mal
las cabriolas del destino los viajes del odio
sin fin la energía nuclear
la energía interna de la tierra
las reacciones en cadena sin fin
del fogonazo final
que fallan en sus intentos
mientras las Blancas Bicicletas de la protesta
circulan lentamente a su alrededor
Pues algún día estos dioses con rostros caninos
que calzan zapatos a la moda escarpines de Gucci
botas tejanas y sombreros de latón
y viven en bunkers
con muchos botones e interruptores
a su alcance
desaparecerán les llegará el fin
Pues lo que nunca tendrá fin
es la esperanzadora posibilidad
de elegir en nuestras encrucijadas
elección que aún no ha sido realizada
elegiremos
la iluminación de las mentes oscuras
los senderos de la gloria
los verdes gigantes de la casualidad
los anzuelos de la esperanza
en los pantanos del desaliento
las colinas en la distancia
los pájaros en los arbustos
los arroyos de la luz oculta
las melodías desconocidas
las sesiones del pensamiento dulce y silencioso
y las muertes felices de los corazones todos los días
y  las pijas de barro
y los pies enfundados en zapatillas
recorriendo la bahía
Y es más
son infinitas las puertas
de la percepción que aún deben ser abiertas
y los potentes chorros de luz
en el elevado espíritu del hombre
en el espacio exterior muy dentro nuestro
en el Amsterdam del Ying y del Yang
Sin fin las rubaiatas sin fin las beatitudes
sin fin los shangrilas sin fin los nirvanas
sutras y mantras sin fin
satoris y sensaras sin fin
Bodhiramas y Bodisatvas
Karmas y Karmapas
Sin fin las Shivas cantando danzando
en los humeantes vientres del éxtasis
Brillos trascendencia
penetrando la cristalina noche del tiempo
en el silencio sin fin del alma
en la larga y altisonante historia del hombre
en el sonido y la  furia sin fin
significando todo
con sus alucinaciones sin fin
adoraciones e iluminaciones
y destrucción total
y erecciones e exhibiciones
fascismo y machismo
circos de las almas extraviadas
parques de diversión de la imaginación
del poema sin mente sin fin
dictado por la voz individual
del inconsciente colectivo
ciego en las huellas
del tiempo
En los últimos días de Alejandría
El día que precede a Waterloo
Los bailes prosiguen
En la noche se escuchan
los sonidos de una fiesta bulliciosa

                                    Amsterdam, julio 1980.



martes, 24 de marzo de 2020

Ricardo Silvestrin: Poemas





Ricardo Silvestrin




















Fecha

Nadie tiene la misma edad,
ni naciendo en el mismo segundo.
El tiempo que cuenta afuera
no es el que marca adentro.

La memoria del cuerpo,
una colección de acontecimientos,
el sentido y el sentir
que hacen a las manecillas
correr más rápido o más lento.

Hay siempre un tiempo inexacto,
un mayor o menor desajuste
entre el registro del archivo
y lo que dice el calendario.

De tal modo que la fecha es un acuerdo,
un forzado consenso
entre el tiempo de todos, tiempo imaginario,
y el de cada uno, vario y disperso.


Ceremonia

De tiempo en tiempo,
aquella gran familia
se reúne en un velorio,
y el encuentro es siempre
una gran tristeza
y una enorme alegría.

El tiempo es generoso con ella
y se lleva uno por vez
ya en edad de partir.

Los que quedan,
en cada nueva ceremonia,
están un poco más viejos,
los niños crecieron
e incluso uno u otro bebé aparece
para integrarse al grupo
y demostrar que la vida continúa.

[de Sobre o que, 2019]



hay una ciudad por dentro
que recorre cada cuerpo
y a donde quiera que se vaya
ella va al lado
ciudad dentro de otra ciudad
es por eso que se dice mía
mi ciudad
y siendo cuerpo
también duele y da placer
concreto abstracto
disolviendo en recuerdo
la argamasa
las veces que tanto dolió
que se quiere expulsar
arrancar la ciudad de adentro
pero es hecha de tiempo
materia más dura
que el cemento

[de O menos vendido, 2006]



Danza

Sí, existe la danza:
el cuerpo suelto avanza
y retrocede leve los pasos
matemáticos, uno, dos, uno,
como si fuese más fácil
vivir en un tiempo menor,
juegos de niño
que sabe de memoria el guion
y ríe a la hora señalada.

Fuera de la danza, el infinito
nos invita, nos seduce
con pasos improbables,
pero tenemos dos ojos,
apenas dos piernas,
y, sobre todo, dos manos
donde sólo cabe un puñado
de estrellas.

[de Typographo, 2016]



no quiero de un poeta
más que su letra
palabra presa en la página
mariposa
ni quiero saber de su vida
de la verdad que nunca fue dicha
incluso por él
que todo lo que vivió duda
no rebusquen en su tumba
o su archivo
es en su libro que el poeta está enterrado
vivo

[de Palabra mágica, 1994]



Versiones: Demian Paredes, Buenos Aires, 2020.
Material enviado por Edson Cruz, poeta y editor del sitio web “Musa Rara” (www.musarara.com.br).

Ricardo Silvestrin (1963) nació en Porto Alegre. Formado en letras por la Universidad Federal de Rio Grande do Sul, publicó, entre otros, Palavra mágica (1995), O menos vendido (2006), Metal (2013), Typographo (2016) y Sobre o que (2019).